El río Elvo en Italia: una joya escondida

Si eres un amante de las películas del oeste y siempre has soñado con encontrar oro como los viejos buscadores de la fiebre del oro, ¡estás de suerte! Aunque parezca sacado de una película de serie B, la realidad es que todavía existen ríos en todo el mundo donde puedes encontrar este preciado metal.

En el río Elvo, ubicado en Piamonte, Italia, los buscadores aficionados informan regularmente que encuentran pepitas de oro del tamaño de migas de pan en los depósitos fluviales. La prospección recreativa está permitida en terrenos públicos en Italia, gracias a sus leyes flexibles. Además, la legislación italiana permite a los buscadores de oro guardar hasta cierta cantidad de gramos y declarar su descubrimiento a las autoridades.

El río Gold Mines en Irlanda: una oportunidad de suerte

Si tienes suerte, podrías encontrar oro en el río Gold Mines en las montañas Wicklow, Irlanda. Aquí se permite el lavado de oro recreativo con equipo manual o motorizado. Sin embargo, si encuentras más de 20 gramos de oro, deberás declararlo a las autoridades y obtener una licencia para venderlo. Este río, bautizado en 1796 debido al descubrimiento de una pepita de oro, sigue siendo un imán para los buscadores aficionados.

El río Arrow en Nueva Zelanda: una bendición dorada

Nueva Zelanda es conocida por sus generosas reservas de oro en los lechos de sus ríos, y el río Arrow en la Isla Sur es uno de los lugares más prometedores. Aquí, se permite la búsqueda de este preciado metal en las profundidades del río Arrowtown. Además, las empresas locales alquilan bateas y cacerolas a los buscadores novatos, alentando así la fiebre del oro en la región.

El río Fraser en Canadá: un tesoro escondido

El río Fraser, ubicado en Columbia Británica, Canadá, destaca por sus reservas de oro y atrae a buscadores aficionados de todo el mundo. Uno de los mejores lugares para buscar oro en este río es Tranquille Creek, en el condado Thompson. Aunque los buscadores de oro dejaron atrás grandes cantidades de oro hace décadas, todavía es posible encontrar pequeñas pepitas y granos en los depósitos aluviales, como es habitual en las minas de oro de Canadá.

El río América en California: donde comenzó la fiebre del oro

No podemos hablar de la búsqueda de oro en los ríos sin mencionar California. La fiebre del oro en este estado comenzó en 1848, cuando se descubrió una veta de oro en Sutter's Mill, a orillas del río América. La zona circundante está llena de depósitos de oro, y se permite el lavado recreativo en áreas designadas, ya sean terrenos públicos o privados con permiso del propietario.

Si quieres saber más sobre dónde encontrar oro en los ríos y cómo convertirte en un buscador de oro exitoso, ¡no dudes en visitar este enlace para obtener más información!

Así que, ¿estás listo para embarcarte en una emocionante aventura en busca del oro perdido? ¡Prepárate para descubrir tesoros ocultos en los ríos de todo el mundo y quién sabe, tal vez te conviertas en el próximo millonario de la fiebre del oro!

Si quieres conocer otros artículos parecidos a El río Elvo en Italia: una joya escondida puedes visitar la categoría Curiosidades.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Go up

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies