¿Por qué es importante secar correctamente las esculturas de barro?

El modelado en barro es una práctica excelente tanto para niños como para adultos. Pero a menudo nos encontramos con el problema de que nuestras esculturas de barro se rompen durante el proceso de secado. Esto puede ser debido a varios motivos que desconocemos, pero lo cierto es que el secado incorrecto puede hacer que la pieza se agriete o incluso explote en el horno. Por eso, es fundamental saber cómo secar una escultura de barro de manera homogénea para garantizar la estabilidad de nuestras obras.

Pasos para secar correctamente una escultura de barro

  1. Conserva el barro tierno: Es importante conservar el barro en un estado tierno para que la pieza no llegue a endurecerse demasiado. Si se moja masivamente, la arcilla perderá consistencia.

  2. Rocía la pieza con agua: No mojes tus manos al manipular la pieza de barro. En cambio, rocía la pieza con agua cuando la veas dura y espera a que absorba el agua antes de manipularla. Esto evitará que el barro se vuelva pastoso y resbaladizo.

  3. Protege la pieza con plástico: Cada vez que tapes la escultura, rocíala con agua de manera uniforme y cúbrela con plástico pegado a la escultura para evitar que el aire la seque. Cierra el plástico con pinzas de goma para que no entre aire debajo.

  4. Cuidado con los trapos húmedos: Mucha gente cubre sus esculturas con un trapo humedecido en agua o con una bolsa de plástico. Sin embargo, este sistema no funciona a diario, ya que el trapo llega a secarse. Con el tiempo, es preferible que coloques un trapo seco, ya que continuará absorbiendo agua de la escultura, secándola con el tiempo.

  5. Deja secar progresivamente: Cuando la escultura esté terminada, no tengas prisa por secarla. No la destapes de golpe ni la sitúes cerca de una fuente de calor como el sol o un radiador, ya que el cambio brusco de temperatura y humedad puede causar grietas. Déjala "mal tapada" durante unos días, colocando un plástico pero sin cerrarlo bien. De este modo, la escultura irá secando gradualmente.

  6. Retira el plástico y deja secar al aire: Tras unas semanas, retira el plástico y deja la escultura al aire durante unas semanas más. Aunque parezca que está seca por fuera, aún puede contener humedad en su interior.

  7. Introduce la pieza en el horno: Una vez hecho esto, la pieza estará lista para ser introducida en el horno. ¡Espero que tengas una buena cocción!

Consejos adicionales

  • Es preferible que utilices una base de madera que no se hinche con el agua.
  • Si la escultura está hecha de arcilla apta para secarse en el horno, evita que se seque demasiado rápido, ya que esto puede provocar que se raje.
  • Si la escultura tiene una estructura de alambre, es importante evitar que se seque demasiado rápido, ya que esto puede hacer que se cuartee.

Si quieres conocer otros artículos parecidos a ¿Por qué es importante secar correctamente las esculturas de barro? puedes visitar la categoría Arte y ocio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Go up

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies