La amatista: una piedra preciosa llena de significado y propiedades mágicas

La piedra amatista ha sido protagonista en tantas historias de cine que nos preguntamos, ¿qué esconde realmente esta piedra preciosa? Conocida por su significado y propiedades mágicas, la amatista es una piedra de protección, sueños y amor, que se ha convertido en un verdadero objeto de deseo por su característico color púrpura que vuelve locos a muchos. Si eres un apasionado de esta gema morada, no dejes de leer este artículo, donde intentaremos trasladarte los secretos de la amatista y por qué debes guardar un espacio exclusivo en tu joyero para esta piedra mágica.

Origen y significado de la amatista

La amatista es una variedad de cuarzo, y sin duda alguna, es una de las piedras más valiosas. Su color violeta púrpura está asociado a la exclusividad y la elegancia, y desde tiempos antiguos se relacionaba con la realeza. Este color característico de la amatista proviene de su alto contenido de hierro, que hace que su color morado sea tan intenso.

Durante cientos de años, la amatista ha sido apreciada en la joyería por personas influyentes de la sociedad, que han quedado maravilladas por ella. Desde la monarquía hasta la aristocracia y el clero, todos han lucido esta maravillosa piedra púrpura. Pero no es solo su color el responsable de su fama, sino también sus propiedades y su historia, que son igual de importantes para entender el éxito de esta piedra.

El nombre "amatista" proviene del antiguo griego "amethysos", cuyo significado hace referencia a la palabra "sobrio". ¿Por qué? Resulta curioso, pero en la antigua Grecia se pensaba que era el remedio perfecto para la embriaguez, de ahí su nombre.

La historia de la amatista nace de una leyenda griega, donde Dioniso, el rey del vino, se enamora perdidamente de una doncella llamada Amethysos. Esta bella doncella le pide a los dioses que la protejan y le permitan permanecer casta, y Artemisa la escucha y cumple sus deseos, convirtiéndola en una preciosa piedra blanca. Dioniso, al ver a su amada convertida en piedra, rompe a llorar y vierte una copa de vino sobre la roca que albergaba su corazón de amor, tiñéndola de un color especial: la amatista.

No solo fue apreciada en la antigua Grecia, sino que también ha sido especial en diversas culturas. En el antiguo Egipto, se aprovechaba para sellos y tallas en distintas joyas de la gente influyente del reino. En Europa, durante la Edad Media, se convirtió en un símbolo de sabiduría, renuncia a los bienes materiales y castidad, formando parte de las joyas predilectas del clero.

Propiedades mágicas y protectoras de la amatista

Además de su belleza, la amatista ha sido portadora de propiedades mágicas y protectoras para quienes la llevan. Se entiende como una piedra poderosa y protectora.

Hoy en día, se reconoce a la amatista como una piedra especial, ya que tiene propiedades tranquilizantes y naturales que bloquean las energías negativas que nos rodean. También ayuda en la liberación de pensamientos durante la meditación y facilita la asimilación de ideas y sentimientos. La amatista aporta serenidad emocional, sentido común, potencia la motivación y la memoria.

A nivel corporal, esta piedra resulta perfecta para aliviar dolores originados por tensiones físicas, psicológicas y emocionales, ayudando a bloquear el estrés geopático. Es un instrumento que conecta lo espiritual, emocional, mental y físico, limpiando el aura y aportando energía positiva. Se recomienda colocar una punta de amatista debajo de la almohada en caso de querer mejorar la calidad del sueño.

Podemos decir, sin lugar a dudas, que esta piedra se asocia con el aspecto de protección, claridad y equilibrio.

Variedades de color de la amatista

Como hemos mencionado anteriormente, el color predilecto de la amatista es el morado o púrpura, pero la intensidad y fuerza del color depende de la intensidad del componente de hierro en la piedra.

La amatista es una piedra resistente, pero también es susceptible al calor. Dependiendo de la temperatura a la que se someta, su color puede variar desde el violeta hasta el amarillo, e incluso puede pasar por colores como el naranja o el verde.

Algunos ejemplos de las diferentes formas en las que se puede encontrar la amatista son:

  • Piedra morada
  • Piedra lila
  • Amatista verde
  • Amatista rosa
  • Amatista azul

¿Dónde comprar amatista?

Si después de leer este artículo te has enamorado de esta piedra preciosa y tienes la idea fija de comprar una amatista, no te preocupes. En la joyería Senra disponemos de un amplio catálogo en nuestra web, donde te ayudaremos en el proceso de búsqueda y compra de la amatista perfecta.

Algunas opciones que ofrecemos son:

  • Anillo de amatista
  • Colgante de amatista
  • Pulsera de amatista

En joyería Senra, esperamos que la lectura de este artículo te haya ayudado a disipar las pequeñas dudas que podías tener. En caso de que persistan, estaremos encantados de asesorarte y ayudarte en lo que necesites, para que encuentres las mejores joyas para regalar sin quebraderos de cabeza.

Si quieres conocer otros artículos parecidos a La amatista: una piedra preciosa llena de significado y propiedades mágicas puedes visitar la categoría Arte y ocio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Go up

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies